Guía Laboral

¿Pueden poner cámaras en mi empresa sin avisarme?

Cada vez es más habitual que las empresas instalen cámaras de vídeo-vigilancia con el objetivo de aumentar la seguridad de las instalaciones y la protección de los usuarios o empleados. Estos sistemas de vigilancia permiten al empresario tener acceso directo en todo momento a las imágenes del centro de trabajo.

¿y esto, cómo nos afecta?

Esto supone para el trabajador una sensación de estar siendo continuamente observado. Por eso, es fundamental respetar la privacidad del trabajador, que estará durante toda su jornada laboral controlado por cámaras.

Como empleados, nuestra empresa debe informarnos previamente sobre la decisión de instalar estos sistemas de vigilancia en nuestro centro de trabajo, así mismo, deberán colocar los correspondientes carteles de información sobre zona video vigilada. Y por supuesto, totalmente prohibido colocarlos en zonas de aseo, taquillas etc…

¿puede la empresa usar esas cámaras para controlar mi trabajo?

Es evidente que si sabemos que nuestro jefe tiene acceso en cada momento a las cámaras podrá ver en cada momento cómo estamos desempeñando nuestro trabajo. En este sentido, el Estatuto de los trabajadores (art. 20) reconoce al empresario la potestad de ejercer la dirección y control de la actividad laboral, sin embargo, la normativa de protección de datos obliga a las empresas a informar expresamente antes de la realización de este tratamiento de datos personales como es, en este caso, nuestra imagen y para una finalidad concreta, el control laboral.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *